Header Ads

ARRANCA ADELA ROMÁN PROGRAMA PISO FIRME EN BENEFICIO DE 17 COMUNIDADES RURALES

El gobierno municipal aportará materiales; la inversión será de 4 millones 988 mil 580 pesos

En gira de trabajo por comunidades de los Bienes Comunales de Cacahuatepec, la alcaldesa también entregó obras de alto impacto social

Acapulco, Gro., 19 de enero de 2020.
Para mejorar viviendas y elevar la calidad de vida de las personas con obras que trasnforman, la presidenta municipal de Acapulco, Adela Román Ocampo, puso en marcha el programa Piso Firme que beneficiará a 732 familias de 17 comunidades de la zona rural, con una inversión de 4 millones 988 mil 580 pesos.

En Espinalillo, donde inició la gira de trabajo este domingo por comunidades que conforman los Bienes Comunales de Cacahuatepec, la alcaldesa explicó que su gobierno aportará paquetes de materiales que contienen cemento, grava y arena, y los beneficiarios serán quienes aporten la mano de obra para mejorar sus viviendas que actualmente cuentan con piso de tierra.

El objetivo de este programa es contribuir para que los acapulqueños mejoren sus condiciones de vida y disminuir los índices de pobreza en Acapulco, en respuesta al compromiso con los habitantes de la zona rural e impulsar la producción agrícola, ganadera, acuicultura y pesca.

"Estas obras son hechas con dinero público, con dinero del pueblo, queremos que sirvan para que vivan mejor, hemos estado entregando implementos para el campo, desgranadora para moler el nixtamal, bombas para el riego; hemos apoyado a los pescadores, sabemos que eso no les va a resolver el problema económico, pero va a contribuir para que vivan de una mejor manera", destacó la alcaldesa.

En su oportunidad, el secretario de Planeación y Desarrollo Económico, René Vargas Pineda, dijo que la actual administración privilegia los programas sociales para el combate de la pobreza, los cuales no son tocados, y para ampliar sus beneficios ante la falta de recursos, han instrumentado un programa de austeridad para evitar gastos innecesarios.

Los habitantes de Espinalillo y comunidades vecinas de los Bienes Comunales de Cacahuatepec, encabezados por sus autoridades ejidales y comisariales, agradecieron a la alcaldesa y funcionarios del gobierno porteño los apoyos, además demandaron la construcción de un hospital de tercer primer nivel, con doctores y medicamentos suficientes para atender emergencias, también mejorar sus comisarías municipales.

Adela Román entregó posteriormente un centro de salud en Apalani, con una inversión de 500 mil pesos. Ahí conoció a Juanita, una pequeña de doce años con el rostro desfigurado, sin manos y con cicatrices por quemaduras en el 80 por ciento de su cuerpo, provocadas en un incendio cuando era más pequeña.

—“Vamos a ayudarla”—, sugirió la alcaldesa a sus acompañantes. En respuesta, el síndico Javier Solorio ofreció sus servicios gratuitos como cirujano plástico para mejorar parte del cuerpo de la niña, acordando con el director de Salud Municipal, Agustín Rafael Flores Jiménez, y con los padres de la menor, iniciar los trámites para el proceso y mejorar la vida de Juanita, quien también será ingresada al programa de apoyo para personas con discapacidad.

Adela Román continuó su camino rumbo a El Campanario, donde inauguró la calle principal, obra con baquetas y guarniciones que incluyó la introducción de agua potable en beneficio de 19 familias. Al igual que lo hizo en las otras comunidades visitadas, la alcaldesa pidió a los vecinos cuidar la sobras y advirtió que suspenderán contratos a las empresas constructoras que no hagan bien los trabajos encomendados, instruyendo al secretario de Desarrollo Ubano y Obras Pública, Armando Javier Salinas, para que haga lo conducente.

También anunció que gestionará la construcción de puente de Cacahuatepec, ante la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), para que los habitantes de los Bienes Comunales reduzcan tiempos de traslado y la conectividad terrestre les permita tener mayor acceso a la educación, salud, bienes y servicios.

Y para mejorar los caminos rurales que ella misma constató este domingo, requieren ser modernizados, la alcaldesa dijo que su gobierno instrumentará un programa y otros programas para embellecer los pueblos, que sirvan además para emplear a los vecinos, y con los que se  contrate mano de obra para generar derrama económica con el mejoramiento de las vías de comunicación en la zona.

En Progreso de Cacahuatepec Adela Román entregó una techumbre y alumbrado para la escuela primaria Justo Sierra, con una inversión de un millón de pesos, donde recibió un reconocimiento de directivos y alumnos por cumplir su palabra. Aquí mismo, el delegado Jesús García Cisneros recuperó la fe que dijo haber perdido, porque no creyó que la alcaldesa regresara para cumplir la promesa que hizo en campaña de hacerles esta obra.

En la gira dominguera por las comunidades de los Bienes Comunales de Cacahuatepec, la presidenta municipal convocó a los habitantes construir juntos, sociedad y gobierno, para que en Acapulco haya tranquilidad, paz, armonía y seguridad. Para lograrlo enfatizó que es necesario retomar valores, el respeto, amor a la patria y enseñar a los hijos a ser honrados, tarea en la cual también deben contribuir los maestros.

En esta jornada también acompañaron a la alcaldesa, la regidora Alva Patricia Batani Giles, la presidenta del DIF Acapulco, Adriana Román; el secretario General del Ayuntamiento, Ernesto Manzano Rodríguez; la secretaria de Desarrollo Social, Milly Ramírez Olmedo, el coordinador de los Servicios Públicos Municipales, Juan Calos Manrique García, y el encargado de despacho de la Secretaría de Seguridad Pública, Ofelio Romualdo Aguilar Carmona, entre otros funcionarios.


Con la tecnología de Blogger.