Header Ads

EL NARCO Y SU ORIGEN DESDE DÉCADAS ATRAS EN ACAPULCO,GUERRERO

Frank Miller Luna, testigo en el juicio de Houston, fue primer comandante de la Judicial Federal en Acapulco, en tiempos de Ruiz Massieu

POR LA REDACCIÓN , 22 FEBRERO, 1997
ARCHIVO, EDICION MEXICO
Frank Miller Luna, testigo en el juicio de Houston, fue primer comandante de la Judicial Federal en Acapulco, en tiempos de Ruiz Massieu

Gloria Leticia Díaz

ACAPULCO, GRO – Durante el sexenio de José Francisco Ruiz Massieu la presencia del narcotráfico se intensificó

En ese periodo, en el que Guerrero se convirtió en el primer productor de amapola del país, dos comandantes de la Policía Judicial Federal encargados específicamente de combatir el narcotráfico fueron detenidos por su misma corporación

Uno de ellos, Frank Miller Luna, es señalado en los testimonios del juicio que se efectúa en Houston para confiscarle a Mario Ruiz Massieu nueve millones de dólares

Según los documentos dados a conocer por Proceso, Miller Luna presenció cuando Mario Ruiz Massieu entregaba las ganancias de la droga, “en beneficio de José Francisco Ruiz Massieu”
Miller Luna llegó a Acapulco como primer comandante de la Policía Judicial Federal, poco después de tomar posesión Carlos Salinas de Gortari
Procedente de Tijuana, Miller Luna tenía antecedentes de tratos con narcotraficantes En Acapulco conoció a Ranulfo “El Negro” Ríos Vargas, contacto de los traficantes de drogas

Originario de Tenexpa, Ríos trabajó en la Dirección Federal de Seguridad con el general Mario Arturo Acosta Chaparro, cuando la dependencia era encabezada por Fernando Gutiérrez Barrios Su labor fue combatir a la guerrilla de los años setenta y ochenta Se dice que Ríos fue quien mató a Carmelo Cortés, cabeza de las Fuerzas Armadas Revolucionarias
En 1989, la actuación de Miller se distinguió por detenciones espectaculares y decomisos de droga en las costas del estado En ese año, a través de un prestanombres, adquirió el restaurante “Colonial” y un centro nocturno, “Extasis” Ahí llegaron Héctor “El Güero” Palma y Amado Carrillo Fuentes, cuando todavía no eran las cabezas de los cárteles de Guadalajara y de Ciudad Juárez

Y fue en el “Extasis” donde, en 1990, lo detuvo la Policía Judicial Federal para iniciarle un proceso penal por delitos contra la salud
Su socio, “El Negro” Ríos, fue detenido en una iglesia y después conducido a su rancho ubicado en la poza cerca del aeropuerto Juan N Alvarez,  hoy en la actualidad es el bulevar de las naciones donde, según la PGR, se enfrentó a los judiciales y murió de cuatro balazos

Guerrero ácido y es  escenario de más decomisos de drogas y de detenciones de narcotraficantes en pequeño Se incautó la residencia situada en el fraccionamiento Las Brisas, “Villa los Elefantes”, que se dijo pertenecía al general panameño Manuel Antonio Noriega
En octubre de ese año, procedente de Culiacán, Mario Alberto González Treviño llegó a Acapulco para suplir al sustituto de Miller Luna, Jorge Núñez Mora

Antes de su llegada como primer comandante de la PJF, el diario local El Sol de Acapulco reveló que el entonces gobernador de Sinaloa, Francisco Labastida Ochoa, “pidió al procurador Enrique Alvarez del Castillo el cese de Mario Alberto González Treviño y de su segundo Ricardo Paulac Aburt” El motivo, ser los presuntos responsables del asesinato del comandante de la Policía Judicial del estado, Adelaldo Valverde Cabañas, el 18 de septiembre, cuando González Treviño tuvo que enfrentarse a la corporación estatal para ayudar a escapar del penal de Culiacán a Héctor Palma Salazar y conducirlo a Ciudad Obregón

Todavía no se sabía que el comandante también era responsable de la muerte de Norma Corona, así como del secuestro y los asesinatos de Rodolfo Sánchez Duarte —hijo del exgobernador de Sinaloa, Leopoldo Sánchez Celis—, Luis Manuel Pérez Fernández y Jesús Pérez Partida
Un año después de asumir el cargo, González Treviño fue detenido por un destacamento de la PGR enviado desde la Ciudad de México, en la avenida Cuauhtémoc de Acapulco

Por ese tiempo, en el fraccionamiento Las Brisas fue decomisada la residencia conocida como “La casa del guitarrón”, propiedad del fundador del Cártel de Medellín, Pablo Escobar Gaviria
En los dos últimos años del gobierno de Ruiz Massieu se registraron acontecimientos violentos ligados al narcotráfico
En 1992, nueve cadáveres, entre ellos el del abogado de Joaquín “El Chapo” Guzmán, aparecieron en los terrenos ocupados por las antenas de microondas de Tuxpan, Iguala; año después, el 9 de febrero, 24 personas que iban a un velorio murieron asesinadas por un conflicto de narcotráfico en Huautla, municipio de Heliodoro Castillo tierra caliente de la costa Grande de Guerrero

En 1993, policías judiciales federales y narcotraficantes se enfrentaron en Jaleaca de Catalán, ubicado en la sierra de Guerrero, resultando muertos un narcotraficante y dos policías historias escalofriantes del ayer y que se vive hoy en la mortalidad.

Con la tecnología de Blogger.